Los futuros de Wall Street saltaron tras la publicación de los datos de empleos del mercado laboral estadounidense durante julio. La autoridad informó que se crearon 943.000 puestos durante el mes pasado y la tasa de desempleo cayó al 5,4%. Las estimaciones esperaban una cifra que se acercara a los 845.000 puestos de trabajo el mes pasado. El dato era clave para evaluar cómo avanza la principal economía del mundo puesto que el mercado laboral es un elemento clave por parte de la Reserva Federal para hacer eventualmente ajustes al programa de compra de activos como parte de su política monetaria que ha impulsado ante los efectos económicos de la crisis sanitaria.
Continuar leyendo aquí.