Hace unos días la campaña de la Humane Society Internacional (HSI) en contra del testeo en animales se hizo viral, despertando todo tipo de comentarios en redes sociales y cuestionando a los usuarios sobre qué marcas siguen aplicando estas prácticas.

Horas después de que la historia del conejo ‘Ralph’ inundara las redes sociales, algunas organizaciones defensoras de los animales publicaron listados con empresas que seguían testeando en animales, como Foresta, que incluyó a la marca neoyorkina, AVON.

Continuar leyendo aquí.